Información Útil | Italia: Mis 5 Lugares Secretos en Roma

Roma es una de mis ciudades favoritísimas en el mundo. Un poco caótica pero llena de vida, personalidad e hitoria… ¡todo lo que me gusta en una ciudad! Hasta la fecha, he podido visitar esta ciudad tres veces, pero repetiría una y otra vez sin que me importara, ya que en esta ciudad siempre hay algo que descubrir.

Por eso, hoy quiero enseñaros cinco lugares que me encantan en esta mágica ciudad y que aún no son tan conocidos. ¡Empecemos!

I) Monumento Nazional a Vittorio Emanuele II

Personalmente me encantan los edificios hecho de marmol blanco así que… ¿cómo no “morirse de amor” con esta obra de arte italiana tan bonita y majestuosa?

IMG_4381

Y vosotros pensaréis… ¿qué hay de desconocido en un monumento? Bueno, aunque el edificio en sí es espectacular, éste también oculta un museo, la tumba del soldado desconocido, dos esculturas de la poderosa Diosa de la Victoria y… ¡una terraza panorámica con unas vistas de 360º de la ciudad! 

IMG_4312

El precio para subir hasta este precioso rooftop es de 7€ para adultos y de 3,50€ para los menores de 18 años, un precio bastante asequible si tenemos en cuenta el precio de las mayorías atracciones turísticas de la ciudad.

MI RECOMENDACIÓN: Si viajáis a Roma durante el invierno como yo, aprovechad el horario de la terraza y disfrutad de un atardecer con una de las mejores vistas de la ciudad.

II) Villa del Gran Priorato dell’Ordine dei Cavalieri di Malta

Si buscáis una verdadera joya en Roma, esta se esconde en el agujero de una cerradura en la Colina Aventina!

Para llegar a ella, buscad la Plaza de los Caballeros de Malta y, una vez allí, probablemente podrás ver una cola de gente esperando para mirar a través de una cerradura. No están locos. Sólo espera a tu turno y déjate sorprender por la belleza de San Pedro al final de un romático jardín.

Aunque este sitio solía ser bastante secreto, cada vez es más conocido por los viajeros que visitan Roma, así que aprovechad para conocerlo antes de que se llene de turistas.

MI RECOMENDACIÓN: Id a visitarlo durante el amanecer o el atardecer y, después de mirar por del agujero de la cerradura, seguid contemplando la panorámica de la bonita Roma y del río Tiber a vuestros pies desde el romántico Jardín de los Naranjos (justo al lado de la plaza!). 

IMG_4314

III) Heladería Giolitti

¿Te requetencanta el helado como a mí? Entonces te enamorarás de este sitio. Esta heladería se fundó en 1890 y no mucho después de su nacimiento se convirtió en el proveedor oficial de helados de la familia real italiana así que imaginaros lo buenos que están…

La decoración de esta gelateria es bastante vintage, recordando bastante a los cafés franceses por su elegancia. Descubrí este lugar durante mi primera visita a Roma con el colegio (y nuestro guía español, que nos enseñó lugares muy chulos) y, puedo deciros que después de una semana probando diferentes helados en Italia… ¡éstos me encantaron!

Así que cuando estuve en Roma de nuevo, en 2016, no dudé en buscar esta heladería hasta encontrarla y hacer que mi madre probara el verdadero gelatto italiano.

MI RECOMENDACIÓN: Sed valientes, arriesgaros a probar nuevos sabores y combinaciones y disfrutad de vuestro helado mientras paseáis por el corazón de Roma hasta llegar al bonito Panteón. 

IV) Los Jardines de los Museos Vaticanos

Con más de 20.000 piezas de arte en exposición, los Museos Vaticanos son un verdadero paraíso para los amantes del arte como yo aunque éstos ocultan otros pequeños paraísos que no “en exposición”…

Si lo que buscáis es desconectar del ambiente caótico de Roma, os recomiendo que paséis una tarde contemplado los frescos de Michelangelo en el techo de la bonita Capilla Sixtina o la conmovedora escultura de Laoconte Y Sus Hijos. Cuando hayáis satisfecho vuestra curiosidad artística, dirigíos a los jardines del museo y podréis disfrutar de una de las mejores vistas de la cúpula de San Pedro.

IMG_4157

MI RECOMENDACIÓN: Desde hace un tiempo es posible comprar los tickets a los Museos por Internet. Hacedlo, os ahorraréis las largas colas que hay para entrar en uno de los mejores museos del mundo. 

V) El Puente de Sant’Angelo

Probablemente, uno de mis lugares favoritos para fotografiar la catedral de San Pedro, sobretodo al atardecer. Y es que durante mi segundo viaje a Roma me sorprendí por esta imagen mientras cruzaba el puente (¡incluso teniendo las vistas del Castillo de Sant’Angelo enfrente de mí!).

Aunque realmente este puente es bastante concurrido, la mayoría de turistas cruzan este puente sin darse cuenta de las maravillosas vistas que tienen a un lado del puente (sobretodo en invierno) así que ¡aprovechadlo y disfrutad de esta postal!

IMG_4189

MI RECOMENDACIÓN: Como ya os he dicho, os recomiendo visitar el puente durante el amanecer o el atardecer, cuando el cielo coge unas tonalidades preciosas y la vista de San Pedro se convierte en una de las más románticas de la ciudad. 

~

IMG_4252
Si quieres ver más fotografías de viaje como éstas, sígueme en Instagram!